Tips para reducir plásticos con perretes

Tips para reducir plásticos con perretes

Nota me recomendó hacer un post sobre reducción de plásticos con animales y me pareció muy buena idea, y aunque no creo que venga a descubrir muchas cosas nuevas para nadie, dejo por aquí la recopilación de consejos que ayudan a reducir y eliminar plásticos que pueden generar nuestros perretes.

Pero antes…

… voy a reconocer que los animales que nos acompañan (mascotas los denominan, pero no me gusta, así que no utilizo esa palabra), también dejan una huella ecológica (millones de bolsas plásticas; agua, terreno y animales para producir su alimento…) enorme. Un estudio de la Universidad de California, comparte que los perros y gatos estadounidenses generan 64 millones de toneladas de dióxido de carbono al año y son responsables del 25% del impacto ambiental del consumo de carne en Estados Unidos. ¿Lo habías pensado alguna vez? Yo hasta que no me he puesto a escribir este post… no. ¿Me planteo dejar de tener perro? (no me gusta la frase “tener perro”, pero para que nos entendamos). La verdad es que no. ¿Me planteo pasar a mi perro a una dieta vegetariana? Desde luego que no, ya que no están recomendadas. Pero al igual que ha ocurrido con las personas, una de las soluciones puede ser encontrar una buena fuente de proteínas para nuestros amigos que no sea la animal.

¿Hay alguna forma de contribuir a no pronunciar esta huella animal? Si, la adopción. La huella de su alimentación y crecimiento seguirá existiendo, pero evitaremos otros muchos …. (menudo giro argumental he dado, ¿eh? Pero a parte de que pienso que la huella ambiental de adoptar un animal es mucho menor que la de ir a un criadero donde comprarlo, había que hablar de esto).

Cuando el animal llega a ti, seguro que se convierte casi en lo más preciado de tu vida. ¿Pero por qué no te planteas como estará su madre? ¿Los hermanos que no se han vendido? ¿En qué condiciones están? E incluso estando en las mejores condiciones higiénicas, veterinarias, de cuidado… ¿Es justo que el papel de una hembra en un criadero sea el de ser una máquina de parir? ¿Es justo que un animal viva toda su vida en una jaula? ¿A dónde crees que van los cachorros que se envían a las tiendas y que no son vendidos? Pues desgraciadamente, son sacrificados… piensa que ese cachorro no vendido podría haber sido el que has comprado, yo lo pienso con Nota y ¡¡me da muchísima pena!! (Aclaro que no compré a Nota).
Tomar la decisión de tener un animal, es una responsabilidad enorme, y comienza desde el momento en que decides como hacerlo. Si tomas la decisión de adoptar: dejas de apoyar una mafia, seguro que evitas que alguno de los cachorros sea sacrificado y le salvas la vida a un animal. ¡Ah! Y reduces la huella ambiental animal porque no has contribuido a la cría de varios cachorros con el consumo de agua, comida y recursos que eso supone. ¿Habéis visto? Tenía relación.

Hay una frase que me gusta mucho, “Hay más política en tu bolsa de la compra que en las urnas” y aquí también se puede aplicar. Si dejas de contribuir a la compra de animales, también estás lanzando un voto. Y no sólo eso, investiga y deja de comprar comida en tiendas de animales, donde vendan animales (parece un trabalenguas); o deja de ir al veterinario que te pone en contacto con criaderos para la compra de animales en vez de con un refugio; o deja de ir al veterinario que realiza las operaciones de quitar las uñas de los gatos o corte de las orejas… (creo que algunas de estas cosas ya están prohibidas, pero me entendéis). En fin, que tu consumo va a cambiar el mundo, pero mueve el culo que tampoco hay mucho tiempo.

Pues bueno, por fin hemos llegado al kit de la cuestión (reconozco que os he traído un poco engañados por el título y esto al final va a saber a poco, pero allá va: consejos plasticarianos perrunos (no me baso solo en mi hijo perruno, hay cosas que no puedo dejar de comprar), pero os cuento cosillas que se podrían hacer:

  • Comida a granel: aclaro que yo no la compro a granel ya que he leído diferentes opiniones al respecto. Las opiniones negativas se basan en que la comida de perros y gatos (se centran sobre todo en estos dos animales), tienen componentes cárnicos (el primer veterinario que tuvo Nota, era vegetariano, y no recomendaba comida vegetariana para perros, recomendaba homeopatía, pero vamos a dejarlo, madredelamorhermoso las vueltas que da la vida) que con el contacto con el aire y la humedad pueden alterar el producto, y no podemos controlar cuanto tiempo lleva abierto el saco. ¿Verdad o bulo generado por las marcas de comida envasada?
    Yo no he investigado lo suficiente, ya que Nota tiene algunas alergias y le damos una comida específica, la compramos en los sacos más grandes que encontramos y que luego reutilizamos como bolsa de los plásticos, !que dura más de tres semanas¡
  • Cacas: esto es de lo más sencillo de cambiar y hasta que no vi a Yurena de Ecoblog Nonoa con las bolsas de papel de periódico no caí en ello. Sigo utilizando bolsas, en Madrid las encuentras en las papeleras y son biodegradables. Pero utilizo también la publicidad que me dejan en el buzón. Suelo llevar de ambos, y si tengo papelera cerca con bolsa, utilizo papel, pero si la papelera no tiene bolsa, utilizo una bolsa, pues no se quien tendrá que vaciar o limpiar la papelera.
  • Ropa: cuando no tenía perro decía, “la gente que viste a sus perros está loca” JA! Están taaaaan monos con sus jerseys y sus abriguitos… Pero al igual que nuestra ropa contiene cantidad de plástico y a saber donde está hecha, la de ellos también y si lo intento controlar para mí, también para Nota. Aunque en la ropa que compro para mí suelo tener muchos aspectos en cuenta (donde está hecha, por quien, componentes..), si a Nota le tengo que comprar algo, primero busco en mi armario (la braga del cuello que ha llevado durante 5 años es de Alberto y el pañuelo que lleva ahora era mio) y sino en protectoras de animales que vendan ropa hecha por ellos o por otras personas para sacar fondos. Jerseys tejidos por miembros de las protectoras, chubasqueros hechos a mano o collares y arneses que les proporcionan un dinerillo son la mejor solución.
  • Juguetes: cuando Nota llegó a casa por primera vez (el 1 de Noviembre de 2012) nos volvimos un poco locos y esa Navidad, mi familia también se volvió loca del todo y le trajeron los Reyes un montón de regalos… Su favorito es una zanahoria de plástico que le regaló mi sobrina (que por cierto, es su madrina y está firmado) y con el resto de juguetes… casi no ha jugado. Es decir, que con una cosa basta y si en esa cosa, evitas que sea de plástico, mejor.
    En nuestro afán de querer hacer un perro inteligente y avispado cual Lasi, le compramos un Kong, que es como una especie de bola a la que se le mete comida dentro y el perro juega e intenta sacarla y es como un reto para ellos. Creo que es una buena alternativa ya que puede funcionar como bola para tirársela en el parque, de juguete inteligente (son los ipads de los perros) para que se entretenga y desarrolle su imaginación intentando sacar la comida y además, he encontrado una marca (Koaladoo), que los hace de caucho natural 100% biodegradable. ¡Y son muuuuy duraderos!
  • Medicinas: Os preguntaréis, ¿por qué pones aquí las medicinas si con ellas no se ahorran plásticos? Por una razón, he leído en los grupos de zerowaste de Facebook, comentarios sobre como utilizar esencias (aceite de árbol de té) y cosas así para evitar repeler pulgas, garrapatas y mosquitos de los animales, y personalmente, no estoy de acuerdo en evitar plásticos de esta forma. Estás exponiendo al animal a tener una enfermedad peor por la picadura de una garrapata, una enfermedad que generará muchísimo más plástico por la cantidad de pastillas, inyecciones o tratamientos que pueda conllevar.

¿Algún consejo más que puedas darme? 🙂

 

Sorteo en ECOinTransit (¡al fin!)

Sorteo en ECOinTransit (¡al fin!)

¡Qué ilusión me hace que llegue este día! 🙂

Después de más de un año escribiendo por aquí, 96 publicaciones, 319 fotos en instagram, truquillos compartidos; muchísima basura eliminada de mi vida y el nacimiento de una nueva estrella (Nota :)), necesitábamos un sorteo. ¡Y por fin ha llegado!

Durante este año, las publicaciones han dado mucho de sí y hemos hablado del armario cápsula y su reducción de ropa y moda sostenible; recetas tradicionales en las que eliminamos a los animales; minimalismo; sostenibilidad y principalmente, reducción de plástico en nuestra vida diaria. Y en todos estos temas, siempre he intentado dejar claro, que cada uno tiene que hacer lo que pueda. Y he insistido, en que ser sostenible, zero waste, plasticariano o como lo quieras llamar, no es únicamente conseguir guardar tu basura en un bote, sino que cualquier esfuerzo y pequeño acto cuenta.

Por ello, me he planteado qué objetos han sido los que más me han ayudado a reducir plásticos, o mayor número de ellos y he llegado a la conclusión de que estas tres cosas son además, las que más utilizo. También, pensando en el sorteo y en que regalar, me he dado cuenta que durante todo este año lo que más he regalado a amigos y conocidos han sido bolsas de tela y cepillos de dientes, pues considero que son cambios fáciles de llevar a cabo, que perdurarán en el tiempo y que además son cosas bonitas, y como sabéis, yo soy mucho de promover el #ecobonitismo
Por tanto, voy a sortear:

  • Una bolsa grande de tela (totebag) con la cara de la estrella de este blog y su lema, “SER ECOLÓGICO SE NOTA”

  • 3 bolsas para comprar a granel

  • Cepillo de dientes de bambú

Y para participar en el sorteo hay que seguir estos sencillos pasos, en Facebook o Instagram:

  • Seguir a Ecointransit
  • Dar me gusta a la foto
  • Nombrar a dos personas a las que les pueda interesar

 

Me gustaría, pero esto ya es pedir demasiado, hacer una pequeña (o grande o enorme), cadena sostenible. Es decir, yo regalo unos objetos que ayudan a reducir plásticos a alguien que participa en este sorteo (espero, porque tiene interés en reducir plásticos y no por el mero de hecho de recibir regalos). Y esta persona ganadora, debería pensar en alguien que tenga alguna inquietud sostenible y regalarle algo también. Por ejemplo, una botella de agua reutilizable, o un cepillo de dientes, o una pajita de acero.. algo que en su vida suponga un cambio y explicarle que es una cadena sostenible y que debe seguirla, y así sucesivamente… y podemos ir sembrando la semilla ecológica en diferentes personas. #serecologicosenota (lo puedes compartir en RRSS con este hashtag).

¡¡Espero que os haya gustado y que participéis con tanta ilusión como yo al prepararlo!!

¿Te animas a participar y a seguir esta #cadenasostenible? 🙂

* Sorteo válido para España
** El retrato de Nota está realizado por Ana Brown, a la cual podéis encontrar tanto en Facebook como en Instagram y descubrir sus maravillosos retratos. Parte del dinero recaudado con los retratos de animales, lo dona al refugio, con lo que el mérito es doble!

¿Has pensado en apadrinar… un olivo?

¿Has pensado en apadrinar… un olivo?

Así, de sopetón, te puede parecer un poco raro. A mi me lo pareció. O quizás la palabra no es raro, sino que no iba conmigo. Y yo es que hablando de apadrinar o adoptar, pienso más en animales. Me da la sensación que lo necesitan más. Pero cuando contactaron conmigo desde Apadrina un Olivo para explicarme cual es labor de esta organización y después de investigar bastante sobre este proyecto, me he quedado enamorada de a todos los ámbitos que puedes llegar, y lo mucho que puedes ayudar apadrinando un olivo. Si te pasa un poco como a mi, sigue leyendo, que te lo cuento todo.

Apadrina un Olivo

Apadrina un olivo se centra en la zona de Oliete, Teruel. Aquí, cuatro jóvenes emprendedores, Alberto, Adrián, Pablo y José (jóvenes de los que yo suelo pensar, ¿cómo se les ha ocurrido algo así? De verdad, ¡que admiración!), en vez de ver cientos de olivos abandonados, vieron una oportunidad de recuperación medioambiental, y de recuperación total, pues, no sólo van recuperando el campo, recuperan también a las personas… y de ahí su lema..

..cuando los árboles salvan a las personas..

Oliete es una de estas zonas que ha ido sufriendo pérdida de población, una de esas zonas rurales como muchas otras en España, en riesgo incluso de desapararecer, ya que los jóvenes emigran a grandes ciudades buscando oportunidades de estudio y trabajo. Esto conlleva además, que se abandonen ciertas actividades agrícolas o alimentarias y no sólo por la falta de mano de obra, sino porque no se destina direno público a ellas. Y así, cuando aún muchos piensan que esta despoblación es un fenómeno irreversible, llegan cuatro jóvenes y ven la oportunidad de recuperar cientos de olivos centenarios que han quedado abandonados y dar trabajo a parte de la población que queda en el pueblo.

¿Y cómo lo han hecho?

Durante los tres años que el proyecto lleva activo, han recuperado la vida de 5200 olivos (hay que eliminar la ramas o “chitos” que crecen desde el tronco y le roban los recursos al Olivo), han creado unos doce puestos fijos de trabajo, y además incorporan al equipo de ATADI (Agrupación Turolense de Asociaciones de Personas con Discapacidad), por lo que no es sólo un proyecto medioambiental, es también un proyecto social. A todas estas personas hay que añadir a voluntarios jubilados del pueblo, que gracias a su experiencia y sabiduría, explican sus conocimientos y se sienten más útiles.

¿Y qué puedes hacer tú?

Puedes apadrinar un olivo por el precio de 50 euros al año. Tu tendrás tu olivo apadrinado, y además, puedes ir a ver y conocer el pueblo de Oliete. Podrás bautizar a tu olivo y, presta atención, ¡tendrás 2 litros de aceite al año!
¿Pero que será lo mas importante de este apadrinamiento? Que por ese módico precio, sabrás que has contribuído a 3 causas importantísimas:

  • Estarás apostando por la recuperación medioambiental
  • Estarás generando empleo para personas con discapacidad
  • Formarás parte de un proyecto rural sostenible

www.miolivo.org

Por cierto, este aceite no es cualquier aceite, ya que como estos olivos han estado abandonados tanto timepo, te aseguras que no han recibido ningún producto tóxico. Es un aceite de oliva Virgen Extra, con sabor almendrado y cierto toque picante. Pero lo mejor de todo es que es un aceite solidario y social.

Ya sabes, regala experiencias y no cosas, y esta puede ser una experiencia fantástica.

Y yo, ahí lo dejo, porque acaba de ser mi cumpleaños y sé que hay mucha gente que se vuelve loca pensando en qué regalarme… !pues mirad si lo pongo fácil que además te traigo un código: ecointransit para que tengas un  -15% de descuento!
Este código es válido para aceite, eceitunas y anillos de madera de olivo desde hoy hasta el día 2 de abril.

¡Aprovecha y colabora! 🙂

**Aclaro que no es un post patrocinado, es una colaboración que voluntariamente hago porque la idea me ha encantado 🙂 🙂 :)**

 

Haul sostenible de un año

Haul sostenible de un año

Con motivo del aniversario del blog, (que bueno, sí, hace un més, pero esto se me ha ocurrido ahora), voy a hacer como cuando un monarca cumple los 50 años en el trono y se hace un recorrido por toda su vida, destacando los mejores momentos, anécdotas, historias, cotilleos… Espero que disfrutéis este “remember”.

Aunque el zero waste, el minimalismo, la lucha contra el plástico y toda esta vida del rechazar, reducir, reutilizar y mas res tienen un objetivo que es el reducir las compras de todo lo innecesario y utilizar lo que ya tenemos, algunas compras para evitar otros residuos son necesarias. Pero son cosas, que si las cuidas bien, te durarán toda la vida. Pues eso, que he hecho un resumen de las compras relacionadas con este tema que he hecho a lo largo del año y como esto es un blog, voy a utilizar la famosa palabra en boca de todas las blogueras de moda: haul. Este es mi ecohaul, es decir, las compras que he realizado y he utilizado durante un año, mis favoritos del zero waste. Voy a ordenarlas de lo más necesario a lo menos (claro, para mi) y a dar mi opinión sobre cada una de ellas, donde puedes encontrarlas y precio aproximado.
Y así aprovecho también para recordar que con unos cambios básicos básicos, harías mucho por el planeta. ¿¿Qué mínimo que rechazar botellas y bolsas siempre siempre??

Aquí va mi haul sostenible de un año 🙂

  • botella: la Joya de la Corona del zero waste. Si aún no tienes una, ya estás tardando en ir a comprarla.  Práctica, resistente, duradera y lo más importante: ayuda a reducir unos de los residuos que actualmente más se utilizan, la dichosa botella de plástico. Dependiendo del uso que le vayas a dar, las tienes de cristal o de acero inoxidable y de gran variedad de precios, tamaños, colores, hasta formas. Puestos a comprar una, yo me decantaría por una de calidad que ofrezca alguna marca que a parte de por la sostenibilidad, también apueste por otros valores asociados a la empresa. Vale que será mas cara, pero es que te va a durar siempre (a menos que la pierdas). En este caso tienes las de Klean Kanteen o las de Laken, vendidas en la web de La Ecocosmopolita, Usar y Reusar Si no quieres realizar un pedidio o buscas algo más económico, también hay botellas en tiendas Tiger o en Decathlon, y si echas un vistazo por el mercadillo del Aldi, en ocasiones también las tienen. El abanico de precios es muy amplio, desde 3€ a 30€.

  • cepillo de dientes de bambú: es otro de los productos que utilizaremos bastantes a lo largo de nuestra vida, y que vagarán por este mundo o por el mar, mucho más tiempo que nosotros. Hacen el mismo papel que los de plástico y la duración es similar. Puede venir Colgate a decirte que si las cerdas deben ser no se qué o no sé cuanto, pero lo que verdaderamente cuenta de la limpieza bucal, es el cepillado (que además debe ser suave). De las marcas que he probado, la que más me ha gustado por ahora ha sido la de Hidrophyl por su duración, por la suavidad del mango (el primero que usé me hacía como heridas en el labio) y porque los encuentro físicamente en The Veggie Room, en Madrid por unos 4€. Otra opción al mismo precio, es comprarlos en la tienda de Natura. En Amazon, tienes múltiples marcas con ofertas a precios más económicos y también los encuentras en la web de Usar y Reusar, además de una maravillosa entrevista a los creadores de Hidrophyl donde te explican porqué el uso de bambú es sostenible.

  • bolsas de tela: aquí el “hit” del zero waste. Yo es que ya no me veo sin ellas, y si al principio me daba un poco de vergüenza comprar con ellas, ahora es que ni me doy cuenta. Ya sea en Mercadona o en la frutería de mi calle. Para la fruta, la verdura, las legumbres, arroces, cereales, harinas o cualquier producto a granel. Para llevar la merienda al trabajo. Para decir no me lo envuelvas que tengo esta bolsa. Para todo. Cose algunas con telas que tengas por casa (lo de cose es mucho decir, las primeras que me hice en realidad es una unión de los extremos de la tela y de ahí salió una bolsa), con camisetas viejas o cómpralas directamente. Las puedes encontrar en Everuse, un pack de 5 por 7 euros. ¿Sabes además que puedes encontrar en esta tienda? Papel higiénico sin plástico.
    Si lo que buscas, son unas bolsas de tela grandes (tote bag) para cuando vas al súper o meter todas tus compras a granel, busca en la web de Esturirafi, encontrarás unas bolsas preciosas con mensaje incluido, para ir por el mundo estilosos y con las ideas muy claras (15€).

  • compresas de tela: te animo sin dudar a que las pruebes y luego opines. (Spoiler, si, hay que lavarlas, ¿en serio se puede tener un problema con esto? ¿Asco? Mi no entender). He probado varias marcas y me quedo sin dudar, con las compresas de Tres amapolas. Para mi, las más absorbentes y las que mejor se limpian. De diferentes tejidos, tamaños y con unos dibujos preciosos, que oye, ¡hasta una compresa puede ser bonita! El precio de la compresa media ronda los 12€ y aunque las puedes pedir online, también tienen varios puntos de venta en algunas ciudades, echa un vistazo a ver si está la tuya.

  • discos desmaquillantes: está claro que esto lo puedes hacer con cualquier toalla vieja, o un trozo de camiseta vieja o con otro material… pero después de reutilizar una toalla (que perdía hilillos cada vez que la lavaba), al ver que le daba mucho uso porque me suelo echar colorete todos los días, decidí probarlos y fue una compra acertada. Los míos los compré en la tienda de Usar y Reusar (aprovecho para aclarar, que no es un post patrocinado, jajaja, que recomiendo la tienda de Usar y Reusar de corazón porque me gusta el qué, el por qué y el cómo de lo que vende y que en un mismo pedido compré varias cosas). El pack de tres discos, costó 5€.

  • maquinilla de afeitar: soy de esas mujeres que a base de publicidad o de lo que sea se gusta más sin pelo. Y tampoco me gusta mucho utilizar la maquinilla, que luego pincho, pero de vez en cuando, la utilizo y me creo en una barbería vintage. Depila genial, mucho mejor que las de plástico y la cuchilla en si, a mi me dura una barbaridad. Búscalas primero por droguerías de tu barrio, la mía costó de esa forma 8€ y a parte una cajita de cartón con los recambios de las cuchillas por 4€. Si no las encuentras, las tienes en Sin plástico desde 10,90€.

  • lámina para el horno: había dejado el papel albal hacía tiempo pero seguía utilizando papel de horno para hacer pizzas, galletas y cosas así hasta que descubrí esta lámina de silicona tan práctica. Las puedes encontrar en las típicas tiendas de cosas para la casa, en Ikea y hasta en un chino, pero ¡ojo!, Yo compraría una de calidad que sea 100% silicona y libre de BPA. No las he probado, pero si otras cosas de la marca, y te recomendaría Lekué, las venden por 13€.

  • fregaplatos de lufa y cepillito: estoy contenta con la lufa (la que tengo ahora está vieja y no la enseño jajaja), pero os digo, que aún vieja, sigue fregando bien como cualquier estropajo. Puesto que los estropajos están en contacto constamente con el agua y van perdiendo microplásticos que se van por las tuberías, os recomiendo este cambio cuanto antes. El cepillito es cómodo para ollas y sartenes (no raya) pero para el resto, yo no le pillo el punto.. digamos que se puede considerar el sustituto de las “nanas”. ¡Ah! y es muy cómodo para limpiar las aspas de la Thermomix. Lo encuentras en todas las webs nombradas anteriormente desde 3€.

  • wraps: me acaban de llegar y aún no les he dado mucho uso. Sirve para cubrir platos con sobras, envolver algún producto en el frigo, transportar comida de un lado a otro… No creo que note mucho que disminuyo los residuos por tenerlos ya que estaba acostumbrada a otros medios antes de hacer el pedido. Aunque no era una necesidad, tenía ganas de probarlos y hablar de ello por aquí así que aproveché un pedido que hice en Amazon para echarlo en la cesta. Tres wraps de diferentes tamaños de la marca Bee´s wrap me costaron unos 15€. Los puedes encontrar también en Wrapped in Nature.

  • vaso de bambú: instagram me creó una necesidad de vaso reutilizable aunque no soy mucho de café para llevar, en aquel momento pensé que si lo era, pero un bote de cristal con tapa de rosca hubiera hecho el mismo papel. Desde que lo compré, lo habré utilizado 3 veces (a excepción de algún viaje donde si le doy mas uso). Si sueles tomar café en el trabajo o por la calle habitualmente, este vasito es tu complemento principal, pero si no… por tener el vaso no vas a empezar a hacerlo. Lo compré en un herbolario de la marcar Pukka, es de bambú y costó 12€.

  • copa menstrual: va casi al final de mi lista por lo poco que la uso yo, pero iría al principio si tuviera que elegir el invento del siglo (quizás es un poco exagerado, pero es que me parece un invento genial). No la utilizo mucho, y es que por mas que lo intento no me acostumbro y el momento de ponerla y quitarla se me hace un mundo. Aún así, lo intento de vez en cuando y puede que llegue el día que no pueda vivir sin ella. Esta de Naturcup la compré en Tres Amapolas por unos 20€. También las encuentras en farmacias algo más baratas e incluso Carrefour.

  • pajita de acero: no utilizaba pajitas antes, y no las utilizo ahora, pero las he comprado para hacer un regalo a unas personas que sé, les van a dar mucho uso. Y en eso debes pensar antes de realizar cada compra, si le darás el uso que merece. Yo las he comprado en Amazon, pack de seis pajitas y dos limpiapajitas por 7€.

Y hasta aquí mi haul de compras de un año para ser más sostenible. Si el año que viene vuelvo a hacer un haul, no creo que haya ni la mitad de las compras de este, puesto que estos productos son tan duraderos y algunos de ellos cumplen tantas funciones a la vez, que no necesitaré cosas nuevas en mucho tiempo (instagram no me vengas con nuevas historias que me traes loca a veces).

¿Hay alguna cosa que hayas adquirido cuando empezaste a reducir basura que sea imprescindible para ti? ¿Y algo que haya sido una compra que no le hayas dado mucho uso? ¡Espero haberte ayudado si estabas buscando alguno de estos productos! ¡Ah! ¡Y muchas gracias por todos los comentarios!

¿Qué es eso del Batchcooking?

¿Qué es eso del Batchcooking?

Recibí una sugerencia para que hablara de Batchcooking, y aunque no sé si tengo mucha diferenciación que aportar a otros post ya escritos sobre este tema, si que tenía pensado contar como yo lo hago, pues para mi, sólo tiene aspectos positivos. En cuanto a recetas curiosas y espectaculares no creo que aporte mucho, pues no suelo dedicar mucho tiempo a la realización de cada una de ellas. Pero si que os voy a contar qué beneficios para la salud, ahorrativos y de reducción aporta este método .

El Batchcooking, no es más que cocinar por adelantado, y también en grandes cantidades para mejorar la alimentación, ahorrar dinero y ahorrar tiempo. ¿Y ese nombre tan raro? Es que mola más en instagram.

¿Cómo organizarse?
Yo tengo desde hace varios años un menú en el frigorífico, que os voy a confesar que ya casi no miro y que está cubierto de imanes, porque prefiero pensar el sábado qué quiero comer esa semana y hacer entonces la lista de la compra.

¿Qué vamos a comer esta semana?
En principio, el menú está preparado de esta forma, pero si el lunes me apetece lasaña en vez de cocido, se cambia y punto. Suelo consumir antes lo que pueda ponerse malo, pero excepto la sopa y la pizza, todo puede cambiarse.

Lunes: Cocido- Sopa
Martes: Lasaña de verduras- Crema de puerros
Miércoles: Albóndigas en salsa- Croquetas de setas y quinoa
Jueves: Tofu marinado con humus- Pizza
Viernes: Arroz caldoso

A parte, masa de pizza, bizcocho, humus, quinoa y coles de bruselas. Estos tres últimos, los utilizaremos de alimento comodín para acompañar por la mañana o por la noche cualquiera de las comidas si fuera poca cantidad.

Una vez hecho el menú, hago una lista de la compra basándome en qué tengo en el frigorífico y en la despensa. A parte de café y botes de legumbres cocidas, no suelo tener exceso de productos porque no me gusta nada tirar comida y no tengo espacio, así que suelo comprar, según lo vaya a necesitar esa semana. Lo mismo con las verduras y la fruta, aunque en este caso si que suelo comprar demás para hacer alguna ensalada que acompañe alguna comida y si veo que algo se va a poner malo, enseguida se hace una salsa de verduras o un smoothie con fruta. En casa se aprovecha tó.

Tengo la lista de la compra en el móvil, donde voy marcando lo que se va acabando y así no hay peligro de que se me olvide

Otra cosa importante es el momento de ir a hacer la compra, antes íbamos los lunes por la tarde-noche, por lo que ponerse a hacer varias comidas era imposible y siempre íbamos bastante pillados. Ahora vamos los sábados por la mañana. Aprovechamos la vuelta que damos a Nota y hacemos las diferentes compras que tengamos que hacer. Si lo de ir a hacer la compra no te mola nada, puedes hacerla por internet, eso sí, lo de reducir plástico en ese caso, olvídate.

¡Al lío!
Una vez hecha la compra, llega el momento de ponerse a cocinar. ¿Te gusta cocinar? ¡Genia! Vas a disfrutar de estas entre 2 y 3 horas cocinando diferentes platos. ¿No te gusta cocinar? También creo que tiene su parte positiva, pues aunque ahora estés unas 2 horas cocinando, ya no vuelves a tocar una sartén hasta el próximo Batchcooking.

En mi caso, no me suele gustar especialmente cocinar (aunque pueda parecer lo contrario), por lo que los platos son sencillos y están pensados para que cubran las necesidades alimentarias, jajaja.
También es cierto, que desde que preparamos estas comidas un día a la semana, lo que es el momento de ponerse a cocinar si que me gusta y cada vez más, pues se ha convertido en un momento en el que ponemos música; mientras algún plato se va cocinando, vamos organizando un poco la casa; tocamos la guitarra; vemos incluso algún capítulo de una serie mientras hacemos croquetas o simplemente hablamos, que con este ritmo de vida acelerado, momentos así, vienen fenomenal.
———————————————————————————————————————————————-
Consejillo de maruja*
~ Esto es trabajo en equipo, uno cuece, el otro va quitando platos de en medio y Nota se va comiendo lo que se cae al suelo
~ Lo de ir quitando trastos de en medio es importante, no agobiarse con la cantidad de cacharros que se ponen es algo a tener en cuenta
~ Yo tengo un tercer pinche en la cocina que se llama Thermomix y es súper aplicada
~ La pasta y el arroz no me gustan si se han cocido con anterioridad, por tanto esos platos los hago en el momento

¿Por qué mejoras la alimentación?
Aclaro que no soy nutricionista ni tengo ninguna formación en alimentación. Si lleváis una alimentación vegetariana o vegana, debéis leer bastante para realizar un menú que cubra todas las necesidades alimentarias. Si no sois veganos o vegetarianos, debéis leer mucho igualmente porque la pirámide alimenticia actual da mucha pena y no ofrece para nada, una dieta equilibrada. Y así he hecho yo, me he informado que es lo que debo tomar en cantidad y como repartirlo durante la semana para estar bien alimentada. Así, lo que veis en este menú es una gran cantidad de legumbres, verduras, grasas buenas (pues todo se cocina con aceite de oliva), cereales y frutas.
Por otro lado, haciendo una lista de la compra semanal y ciñéndote a ella, evitas la compra de guarrerías tipo: patatas fritas, comida precocinada, batidos, zumos y ese tipo de cosas.

Nada de bollería industrial, un bizcocho casero y hecho en un momento

¿Por qué ahorras dinero?
Todo está relacionado y como he dicho antes, tener una lista de la compra planificada te ayuda a no comprar por impulso y caer en las redes de platos precocinados que bajo cartelitos de “bajo en grasas” o algún envoltorio verde o dibujito de una hoja, te hacen pensar que no están tan mal y que por un día… Si lo compras (que yo lo compro también a veces), asumamos lo que nos estamos metiendo pa´ el cuerpo y dejemos de engañarnos; y asumamos también que ese tipo de comida no es nada barata.
Por otro lado, la planificación de comidas, ayuda también a reducir el coste de la factura de la luz si una vez que enciendes el horno para cocinar, aprovechas y realizas varios platos que luego puedes ir comiendo a lo largo de la semana.

Estos productos es de lo mejor que vas a encontrar y son mucho más baratos que una hamburguesa precocinada

———————————————————————————————————————————————-Consejillo de maruja*
~ Aprovecha la cocción de algún alimento para preparar alguna verdura al vapor
~ Aprovecha que pones el horno para hacer verduras asadas y tomarlas de snack en ese mismo momento
~ Pon dos platos a cocinar a la vez en el horno si es posible, por ejemplo el bizcocho y la lasaña

¿Por que ahorras tiempo?
Esto os puede parecer menos palpable, ya que destinas gran parte de la mañana o la tarde de un día festivo en el que podrías realizar muchas cosas, a cocinar. Como ya he dicho antes, mientras cocinas, puedes estar haciendo otras muchas cosas, pues mientras algo cuece, no tienes que estar mirando como hierve el agua.
Además, otra de las características del batchcooking es cocinar en grandes cantidades, pero siempre cumpliendo una regla, que se pueda congelar. Es decir, puedes hacer gran cantidad de masa para croquetas, gran cantidad de caldo o de crema de verduras y ya es algo que no tendrás que cocinar la semana que viene.
Para nosotros, llegar a casa por la noche después de sacar a Nota y tener que hacer la cena y la comida del día siguiente era un rollo.. La hora de la cena se atrasaba hasta las once, con lo que al final me iba a dormir súper tarde. Ahora he ganado en calidad de vida porque como muy tarde estamos cenando a las 22.00h (que ya me parece tarde) e intento estar leyendo en la cama a las 23.30h.. imaginaos los horarios de antes… Ahora simplemente es, ¡llegar y calentar la comida!
———————————————————————————————————————————————-
Consejillo de maruja*
~ La comida calentada en el cazo de toda la vida sabe mejor y conserva más sus propiedades que en el microondas
~ Intenta congelar o guardar las comidas en tapers de cristal, no traspasan sabores y se conservan mejor
~ Deja los platos complicados o experimentales para otro cuando no tengas que hacer varias comidas

Y a parte, y para mi importante, ¿Por qué ahorras plástico y exceso de basura?
Como ya he insistido en otras ocasiones, por la planificación. Si vas un lunes por la tarde a hacer la compra al súper de siempre, casi a última hora y sin planificar, lo de reducir plástico va a ser una tarea casi imposible. Planifica donde puedes encontrar cada tipo de producto, e intenta aunque tengas que dar más viajes, comprar cada uno en su sitio. Además, no es que vayas a tener que ir todas las semanas a todos esos sitios, ya que de algunos puedes hacer compras más a lo grande. Yo los tengo divididos en cinco/seis grupos más o menos:
Súper: donde hago la compra general y compro las cosas que aún sigo en plástico tipo leche, aceite, huevos, hamburguesas veganas, tofu, pasta, galletas, yogures, café, legumbres en bote…
Frutería: fruta y verdura.
Panadería: donde compro un pan grande hecho rebanadas para desayuno y unas barras que yo troceo y congelo para sacar si quiero acompañar alguna comida. Aquí a veces también compro galletas o bizcocho.
Tienda de producto a granel: donde una vez al mes mas o menos, compro arroces, harinas, cacao, frutos secos, cereales, tés…
Droguería a granel: añadida recientemente a este grupo donde compro detergente para lavadora y para platos y algún producto de limpieza.
Tienda ECO: cualquier tienda donde suelo acudir a comprar productos de higiene tipo champú sólido o pastillas de jabón, cepillos de dientes de bambú..
Como os decía, estos tres últimos grupos de tiendas, acudo como mucho 1 vez al mes, ya que son productos que duran muchísimo.
Si planificas la compra en este tipo de tiendas y compras a granel alubias, arroz y productos de este tipo, puedes incluir en tu menú unas hamburguesas de alubias para chuparse los dedos, y habrás eliminado un producto procesado y envasado de tu lista, con lo que estarás mejorando tu alimentación y ahorrando considerablemente. Como veis, el batchcooking también aspectos muy positivos y está relacionado con la reducción del plástico si te lo propones.

Compra a granel


Consejillo*
~ El batchcooking facilita generar únicamente basura orgánica y que lo puedas depositar en un contenedor destinado a hacer compost (en Madrid llevan un tiempo pero ninguno por mi zona)
~ Intenta disfrutar de estos momentos, ir a la compra, comprar en negocio local, hablar con quién te atiende, intenta relajarte haciendo un plato, y disfruta cuando te lo comas.

Cocido calentito

Tofu marinado de La Gloria Vegana

¿Organizáis los menús de la semana de alguna forma? ¿Planificáis las compras o improvisáis según pasáis por los pasillos? ¿Recurres a la pasta cuando no tienes nada que comer? ¿Te animas a planificar tu semana por todas estas razones?

 

Verde que te quiero verde

Verde que te quiero verde

El otro día, escribiendo sobre Ecoembes, también me venía mucho a la cabeza la palabra Greenwashing. Seguro que ya conocéis bastante sobre el tema, pero nunca está demás hacer un recordatorio para estar al loro y que no nos la cuelen.

Según la Wikipedia (¡que haríamos sin la Wikipedia por favor!), es la “propaganda en la que se realiza marketing verde de manera engañosa para promover la percepción de que los productos, objetivos o políticas de una organización son respetuosos con el medio ambiente con el fin de aumentar los beneficios.” Con razón, se me venía esta palabra cuando hablaba de Ecoembes..

Esta iniciativa, cada vez es más utilizada por las empresas y cada vez, más difícil de identificar. Se han dado cuenta que las personas reclaman que las empresas sean responsables con el medio ambiente, y además, saben que los productos que promueven cierta responsabilidad, venden más.

¿De dónde viene el Greenwashing?

Viene del concepto de Whitewash o blanqueo de imagen (esto no lo sabía, madre mía, cuanto aprendo con vosotros :)). Consiste en destacar los valores positivos de ciertas empresas, que en la mayoría de los casos, disponen de poca ética y que con este método, limpian su imagen. Con estos antecedentes, podemos intuir que lo que pretenden las empresas con este nuevo movimiento de greenwashing, es aprovecharse de las personas basándose en los mismos principios que con el whitewash. Las empresas saben que muchas personas consumen los productos basándose en ciertos principios morales, o en este caso que nos acupa, medioambientales, y que eso reforzará nuestra moral, por lo que nos engañan con ciertas tácticas para que nos sintamos bien comprando ciertas marcas.

¿Qué debemos reconocer y qué nos puede llevar a confusión?

  • El famoso BIO, únicamente como marca, unido a palabras como “natural”, “verde”, “eco”… Si analizas la empresa que hay detrás, los ingredientes, la filosofía de empresa… de sostenible habrá poco.. o quizás, te indican que más del 90% es “natural”, y ¿qué encontramos en el 10% restante? Aunque en la etiqueta leamos 100% natural, tenemos que estar atentos, pues puede que sea 100% natural un único ingrediente.

  • Color verde, ¿quién no conoce la marca bp de gasolina? Una florecita como logo, todo de color verde, muchos esfuerzos por limpiar la marca después de provocar uno de los mayores vertidos de petróleo en el Golfo de México… Pues eso, invirtieron mucho en publicidad para cambiar su imagen y poco en proteger el medio ambiente. No sólo el color de la imagen de la marca o el slogan, también influye el recipiente del producto, un bote verde que guarda productos de limpieza, de belleza o que guarde directamente gasolina, nos hace pensar que es más respetuoso con el medio ambiente.

  • Imagen de la marca, hojas, flores, imágenes de naturaleza, gotas de agua…

¿Qué es lo que tenemos que buscar en una marca?

  • Analizar las empresas en tres ámbitos principales: ¿fomenta el desarrollo social, medioambiental y económico? Es decir, podemos valorar si es responsable con sus trabajadores (horas de trabajo, sueldo, mano de obra del propio país, materias primas del propio país…);
  • Leer etiquetas: en el producto pone que es 100% natural, está bien, vamos a comprobarlo; el envoltorio es verde, perfecto, vamos a ver que cantidad de verde hay en el interior. Y no sólo eso, en la etiqueta podemos ver también desde donde viene ese producto (¿lo podríamos encontrar más cercano?); ¿cómo está envuelto? ¿Hay algún sello fiable que certifique su procedencia?
  • En relación con la pregunta anterior, tenemos un problema, y es que no hay certificaciones universales, con lo que si os ponéis a buscar, podéis encontrar miles de etiquetas que certifican que un producto es sostenible, y esa certificación, puede venir de la propia empresa.
  • Sellos en los que nos debemos fijar (y buff, a saber): Fair trade: garantiza los estándares de cumplimiento de Comercio Justo, garantiza que los productores de ciertos productos en países de América del Sur, consigan condiciones económicas y sociales favorables. Biocotton: certifica que el algodón utilizado es biológico. Ecocert: certifica que el 95% de los productos vegetales es de origen ecológico y el otro 10% de procedencia biológica. Made in Green: sello que indica que el producto, ropa principalmente, cumple criterios medioambientales y sociales. Vegan Society: indica que los productos no contienen producto animal. Creadle to creadle: utilizan materiales seguros para el medioambiente, su objetivo es reducir al mínimo los desechos, usan energía renovable, hacen un uso eficiente del agua y ponen en marcha mecanismos de responsabilidad social.

Os dejo algunos ejemplos de greenwashing, de empresas que ya no se molestan ni en disimular.. ¿Cuánto de este verde falseado tenemos en casa?

Cuchilla de afeitar desachable de la marca Bic

¡Vamos hombre!

Champú en bote de plástico, con aceite de palma pero verde

Sí, piensa diferente y que no te la cuelen

 

¿Conocéis más ejemplos de Greenwashing y como diferenciarlos? ¿Y otros sellos fiables que debamos tener en cuenta? Muchas gracias por vuestros comentarios 🙂

Página 1 de 1212345...10...Última »

Pin It on Pinterest